Como Microsoft consigue que Windows Phone 8.1 se ejecute en dispositivos con 512 MB de RAM

Que los Smartphone están cada vez más “robustos” con un hardware que se “igualan” y a veces superan a las configuraciones de algunos ordenadores, eso ya lo sabemos.

Algunos móviles con Android vienen con hasta 3 GB de memoria RAM y procesadores de cuatro y ocho núcleos. Sin embargo, esta exageración en las especificaciones no parece ser importante para el sistema operativo de Microsoft.

La mayoría de los Smartphone que ejecutan Windows Phone 8.1 vienen con 512 MB de RAM y procesadores muy modestos. Lo más increíble, con todo esto, es que estos gadgets muestran un desempeño satisfactorio.

Con estas diferencias significativas, es común que muchas personas tengan dudas sobre cuáles son las características del sistema operativo de Microsoft que posibilitan un buen rendimiento en sus móviles inteligentes, ya que difícilmente estarían aptos para ejecutar el S.O. de Google. Para aclarar esta pregunta, les voy a hablar sobre las cualidades que hacen que Windows Phone sea tan liviano y eficiente.

microsoft

Enfocados en los más simple

Podríamos responder esa pregunta con un simple: “todo es por la programación del sistema que está bien elaborado”. Sin embargo, esto abriría un margen evidente sobre preguntas sobre la calidad del código en el software de Google.

Resulta que los tres principales sistemas para móviles están muy bien programados y funcionan en máquinas con configuración de hardware modesto. Afortunadamente, no hace falta mucha investigación para averiguar lo que hace Windows Phone y sus aplicaciones para que se ejecuten muy bien en cualquier dispositivo, Ya sea una Lumia 520 o Lumia 930.

Microsoft reveló recientemente que su producto está dirigido desde la concepción a un hardware más simple. Los desarrolladores del sistema se ven obligados a usar teléfonos móviles básicos (ambos en la prueba como el día a día) para esforzarse por crear un sistema que funciona perfectamente en cualquier situación del aparato.

El dueño del sistema dice que es fácil crear algo funcional para productos más simple y luego emplear el software en los teléfonos inteligentes más robustos, Porque así, es más fácil que intentar dar marcha atrás (tratando de llevar un sistema destinado a un hardware potente hacia teléfonos que no tienen un buen hardware).

Además, Microsoft también informó que siempre prioriza la experiencia satisfactoria por encima de todo, ya que es preciso pensar en los usuarios que tienen aparatos más sencillos, ya que son parte de un todo y siempre anda en busca de un software que sea rápido y agradable.

Windows-phone

Pocos efectos, buenos resultados

Por supuesto la eficiencia de Windows Phone 8 y (8.1) está relacionada directamente con los recursos que proporciona el sistema. Además de ser un sistema diseñado para ahorrar recursos y adaptarse al hardware donde funciona, el software de Microsoft está diseñado para funcionar bien sin tener muchos efectos visuales.

El resultado es notable en el diseño general del producto. De hecho, Windows Phone no tiene muchos filtros y retoque en el aspecto, ofreciendo una experiencia sencilla y agradable. Los Tiles son muy crudos, con iconos simplificados y de pocos colores.

Ni hablemos de los méritos de “bonito o feo”, porque depende de quién está opinando. La verdad es que WP8 tiene un aspecto moderno que ahorra recursos. Tiene su propia identidad y tira los rasgos de diseño que se utilizan en el sistema informático.

Con pocos colores, animaciones, efectos de transparencia y elementos simples, el sistema puede ahorrar RAM y ayudar al procesador a no sobrecargarse. Los widgets están centrados en funcionalidad lo que también ayudan en este sentido. Las aplicaciones que tiran del aspecto visual estándar de Windows Phone son ideales para asegurar el alto rendimiento por encima de todo.

Además de todo esto, todavía tenemos que considerar la cuestión de los recursos que se utilizan en el fondo. Windows Phone no está programado para mantener muchas cosas inútiles cuando no hay necesidad. De esta manera, el software es capaz de concentrarse en lo que el usuario está utilizando y evitar la pérdida de rendimiento. Es bueno para el usuario, quien gana en experiencia y ahora batería.

Aplicaciones y juegos compatibles

Cabe señalar que incluso con las últimas versiones de Nokia, Microsoft no “ha arruinado” el sistema con recursos y características innecesarias, pensando únicamente en los gadgets que vienen con 1 o 2 GB de RAM. Tal vez, esta habilidad para enfocar siempre en el consumidor (que en su mayoría tienen aparatos simples) es lo que está haciendo el sistema ganar tantos seguidores.

Lo mejor de todo es que sepan que aun cuando estén usando varias aplicaciones y ejecutando muchos juegos, el sistema no requiere de un aparato robusto. Según las estadísticas publicadas por algunos sitios especializados en Windows Phone, donde publican que el 99,6% son compatible con los Smartphone que traen 512 MB de RAM.

De hecho, incluso si tienes un Smartphone con sólo 256 MB de RAM, te asegurarás que seguirá funcionando con la mayoría de aplicaciones y juegos. Las estadísticas muestran que un 98,4% de estas aplicaciones se ejecutan en estos dispositivos.

Por supuesto, cuando tratamos de juegos más recientes como el espectacular Spider-man, FIFA 13, N.O.V.A 3, Tiger Woods 12 y Mass Effect: Infiltrator no son compatibles con estos dispositivos, puesto que los desarrolladores restringen la ejecución solo en los productos más robustos productos para asegurar mejores gráficos.

Añadiendo características sin perder el rendimiento

Incluso con la última actualización del sistema, Microsoft no necesita cambiar los requisitos de hardware, garantizando que todos puedan disfrutar de sus novedades, todos los dispositivos con WP8 son compatibles con la nueva versión. Windows Phone 8.1 trae un asistente de voz, Notificaciones centrales, personalizar la pantalla de inicio y otras mejoras, el sistema no quedo tan pesado y puede ofrecer una gran experiencia.

Las novedades del sistema causan algún impacto en el rendimiento, pero todo estaba pensando para ahorrar recursos y mantener al usuario con las últimas actualizaciones. Con eso, Microsoft demostró estar peleando en serio y pretende robar una buena tajada de los usuarios de Google y Apple.

NO sabemos cómo predecir el futuro del sistema operativo, pero lo más probable es ver a Microsoft mantener el foco en los dispositivos más simples.

Una Respuesta
  1. jre